jueves, 6 de febrero de 2014

Los sustantivos de terminación variable

Manifiestan las diferencias de género y de sexo por medio de morfemas en palabras de la misma raíz: niño/niña, gato/gata, actor/actriz, barón/baronesa, zar/zarina. En estos nombres, el género se refleja asimismo en las combinaciones con determinantes, cuantificadores, adjetivos y participios: algunos niños americanos, varias niñas españolas. La desinencia más común del femenino es la –a (muchacho/muchacha, lobo/loba, león/leona), pero existen otros morfemas que marcan el género, generalmente en los nombres de persona:

-esa: alcalde/alcaldesa, duque/duquesa, príncipe/princesa;
-isa: papa/papisa, profeta/profetisa, sacerdote/sacerdotisa;
-triz: actor/actriz, emperador/emperatriz;
-ina: héroe/heroína, zar/zarina. 

Fuente: Real Academia Española y Asociación de Academias de la Lengua Española. Nueva gramática básica de la lengua española. 2011.

No hay comentarios:

Publicar un comentario